Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

Hacia una escuela más inclusiva y euskaldun

El texto base del pacto educativo fija, por primera vez, los niveles que se deben lograr en las tres lenguas y sube la exigencia de inglés al profesorado

Idoia Alonso - Martes, 6 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 06:02h

votos |¡comenta!
La consejera de Educación, Cristina Uriarte, con distintos agentes educativos.

La consejera de Educación, Cristina Uriarte, con distintos agentes educativos. (Irekia)

Galería Noticia

  • La consejera de Educación, Cristina Uriarte, con distintos agentes educativos.

donostia- El pacto educativo puede estar más cerca. La consejera de Educación, Cristina Uriarte, presentó ayer a los agentes más representativos del sector el documento Bases para el Acuerdo por la Educación en Euskadi.Elaborado por 40 especialistas de distintas sensibilidades, el texto recoge los principios básicos de la escuela vasca del futuro y sentará las bases de la Ley Vasca de Educación. El documento -de 48 folios- reflexiona sobre cuatro ámbitos: la convivencia, las lenguas, la evaluación, la modernización de la educación y la autonomía de los centros. Y dibuja un sistema “propio”, plurilingüe con el euskera como eje central que garantice una escolarización “más inclusiva y equilibrada”.

El tratamiento de las lenguas y la atención de la diversidad son dos de las patas del texto. Pero también esboza un sistema integrado por colegios mucho más autónomos, volcado en la evaluación permanente de todos sus miembros -direcciones, profesorado, centros y estudiantes-. El futuro paradigma educativo se completa con un plan de digitalización acorde con los nuevos tiempos y una actualización efectiva de las metodologías docentes.

En términos generales, el documento no propone cambios traumáticos ni aportaciones sobre las que no existiera un acuerdo previo dentro de la propia comunidad educativa. En esta fase del proceso se ha evitado abordar dos cuestiones trascendentales en la futura ley, como son la definición del servicio público ligado a un nuevo modelo de financiación y la dependencia de la legislación estatal. Fuentes consultadas no dudan que la exclusión de estas dos espinosas cuestiones ha sido deliberada porque el objetivo es conseguir una “foto de unidad” y establecer “unos principios compartidos” que proporcionen estabilidad con independencia de si esta legislatura se logra aprobar la ley.

PLURILINGÜISMOFin a la indefinición

Se fijan los niveles en euskera e inglés

El cualquier caso, el documento sí realiza varias aportaciones relevantes. La más significativa es que después de más de una década posponiendo la decisión, el documento establece el nivel de competencia lingüística a alcanzar en las distintas etapas. De prosperar la propuesta se pondría fin a la controvertida indefinición de esta cuestión. Si hasta ahora el alumnado debía acreditar un “conocimiento suficiente” de ambas lenguas oficiales al final de la enseñanza obligatoria, la nueva ley concretaría ese nivel en función del Marco Común Europeo de Referencia de las Lenguas. Así al final de Primaria el alumnado alcanzará un nivel B1 en euskera y castellano y un B2 al final de la ESO. El nivel de inglés será algo menor, un A2 en Primaria y un B1 en ESO.

Para lograr estos objetivos, el documento propone varias medidas encaminadas a mejorar la competencia del profesorado en los idiomas que conforman el currículo. El departamento facilitará que el cuerpo docente logre el nivel C1+ para que desarrolle un dominio óptimo del euskera, sobre todo a nivel oral. No en vano el texto señala que “es de sobra conocido que gran parte del personal docente no se siente cómodo con su dominio del euskera, sobre todo en aquellos casos en los que carecen de ocasiones suficientes para emplear la lengua vasca fuera del entorno laboral”.

Por otro lado, se endurecerán los requisitos lingüísticos. Ahora el nivel para ser profesor de inglés es el B2, equivalente al First. Solo un 14 % del profesorado tiene B2, y un 8,1 % de la red pública y un 5,4 % de la concertada tiene C1 o C2. A medio plazo, el documento propone exigir un C1, como el Advancedo el EGA en euskera.

AUTONOMÍA DE LOS CENTROSAtención a la diversidad

Un acuerdo de corresponsabilidad

En el capítulo de la autonomía, Educación plantea que las escuelas públicas y la Administración firmen un “acuerdo de corresponsabilidad”, en el que se recojan los compromisos adquiridos por los centros para cumplir sus objetivos de mejora y los del Gobierno Vasco para definir los medios de apoyo para que puedan conseguir los resultados previstos. Serán voluntarios y estarán dirigidos de manera especial a los colegios que atienden a la población escolar más desfavorecida. También podrán suscribirlos los centros concertados que por la “singularidad” de su proyecto sean de “interés social” para el departamento.

El documento también dedica un apartado a la atención al alumnado con necesidades educativas específicas, como lo es el de origen extranjero, y plantea el diseño de un Índice de Necesidades Educativas que permita identificar y detectar mejor las necesidades singulares de cada centro para darles respuestas “más flexibles y adaptadas”. Con ello, los centros con un elevado porcentaje de alumnado con estas características podrán contar con apoyos adicionales como la puesta en marcha de “proyectos imán” para atraer a estudiantes de distinto perfil y con profesorado de alta preparación. De cara a lograr una escolarización más “equilibrada e inclusiva” recoge la posibilidad de crear oficinas de escolarización territorial para tramitar las solicitudes de matriculación.

Además, cuando se perciban “grandes desequilibrios” en la acogida al alumnado proveniente de familias con menor nivel social, cultural y económico por parte de centros situados en zonas próximas, el documento pone sobre la mesa la necesidad de articular medidas “de ajuste, compensación o regulación” para revertir esta situación. Educación también apuesta por reforzar el liderazgo de los equipos directivos y por mejorar la formación de los docentes, para lo que se propone “adecuar” el modelo actual para el acceso a la función docente en la red pública.

PROCESO DE DIÁLOGODel sector al Parlamento

Se abre a la sociedad una fase de aportaciones

Durante su intervención la consejera Uriarte señaló que los cambios que se están dando en la enseñanza y en la sociedad “exigen una reflexión y adecuación por parte de las diferentes visiones que conformamos la comunidad educativa vasca. La necesidad de un nuevo Acuerdo por la Educación que responda a un propósito común. El diálogo, la reflexión compartida, el acuerdo… son las bases sobre las que hemos construido nuestro sistema educativo y sobre el que tenemos que pivotar el cambio. Estamos ante un reto colectivo, un reto de país”.

El Ejecutivo ha abierto el documento para recoger las aportaciones del sector y las del resto de la sociedad a través de Irekia. Una vez analizadas, el documento resultante será remitido al Consejo Escolar de Euskadi que emitirá su informe. Por último, Educación elevará el texto final al Consejo de Gobierno y el Ejecutivo vasco remitirá al Parlamento Vasco el documento definitivo que recoge el pacto por la educación para su análisis y posterior debate por parte de los grupos parlamentarios.

votos |¡comenta!

Herramientas de Contenido


COMENTARIOS: Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902